dilluns, 12 de desembre de 2016

Aprovechando primeros festivos de Diciembre en Pic de St Cugat/Paret de l'Os/L'Extrem/Els Graus/Mont-roig/Garraf

Aprovechando parte de las fiestas del macro puente habíamos planeado subir hacia Escales y después estar por Camarasa contando con la hospitalidad del amigo Pepe, de manera que el sábado y domingo estaríamos Xacó, Jordi F., Pepe y Xavi con la primera intención de escalar el primer día algo en la Paret d'Escales, junto a la presa, y el domingo escalar una vía abierta esta primavera pasada por Toni González (que la empezó a abrir en solitario) y la acabó junto con Francesc Canyameres, y que aunque inicialmente iba a llevar otro nombre, acabó por ser la:


La meteo estaba bastante variable y a medida que nos acercábamos al sábado, el pronóstico inicial sólo pintaba bueno para el sábado, así que aún llegando a las 11:30 a Sopeira, preferimos escalarla para asegurar el tanto.

Recorrido aproximado de la vía

Jordi se marcó un detalle para celebrar '10 años de Domzalski'

Como Xacó había estado recientemente escalando la Gosa, tenía claro el camino de aproximación y en 20 minutos ya estábamos a pie de vía.

Cruzando el puente
No hay duda de donde empieza

Nos organizamos de manera que iríamos delante con Xacó, seguidos por Jordi y Pepe. Comienzo a escalar el bonito primer largo equipado con espits y clavos y que inicia siguiendo una fisura en diagonal hacia la izquierda (IV+) hasta alcanzar una vira al pie de una placa donde encontraremos pasos de adherencia (Vº) que ya nos permiten alcanzar a los 30 metros la R-1 de dos parabolts unidos con un cordino.
 Xavi en el 1er largo
 Xacó seguido de Jordi en el 1er largo
 Jordi asegurado por Pepe en el 1er largo
Pepe en el 1er largo

El segundo largo recorre una sucesión de placas (IV) y está equipada con un primer parabolt y después diversos cordinos en sabinas y puentes de roca, llegando a los 30 metros a la R-2 de dos parabolts en una pequeña repisa.
Xacó en el 2º largo

El tercer largo primero por placa tumbada, describe una diagonal a la izquierda (IV) hasta llegar a un resalte vertical bien protegido con parabolts y algún clavo (V), hasta llegar a una vira que tomaremos hacia la derecha, encontrando algún tramo de roca a vigilar y llegando a los 20 metros a la R-3 de tres parabolts.
Pepe en el 2º largo y Xacó asegurando a Xavi en el 3º
 R-3
Xacó finalizando el 3er largo

 El cuarto largo es la estrella de la vía y aunque está equipada del estilo 'love climb', a los cuatro nos pareció que su dificultad es de 6a, sobre todo en el tramo después de la sabina. Se trata de una placa que va ganando verticalidad y con fisuras para manos y pies, cada vez más pequeñas, llegando a los 35 metros a la incómoda R-4, que casi es mejor saltarse...

 Pepe acabando el 3er largo
Jordi 'adoctrinando' a Pepe... 
 Xacó iniciando el bonito 4º largo
 Xacó en el 4º largo
 Xavi en el 4º largo
 Pepe siguiendo a Xavi en el 4º largo
 Pepe en el 4º largo
Xacó asegurando en la incómoda R-4

El quinto 'corto' largo sigue una sucesión de placas de una dificultad de V- y 20 metros de longitud, asegurada con un par de parabolts y que nos conducen a otra incómoda reunión de dos parabolts.

 Xacó en el 5º largo
 Jordi en el 5º largo
Pepe asegurando desde R-4
Pepe en el 5º largo

El 6º largo comienza por placa tumbada en diagonal hacia la derecha para llegar bajo un desplome que se debe superar con menos dificultades de las que aparenta desde la reunión, gracias a una buena fisura que hacia la izquierda del desplome, nos ayuda a superarlo (V/V+) después se sigue por placa más 'amable', para después dirigirse en diagonal hacia la izquierda encontrando un parabolt al pie de una placa algo terrosa, para alcanzar la R-6 a los 25 metros, de dos parabolts. En el largo 3/4 parabolts y un clavo Aquí esperamos a los compañeros y después acabamos por decidir de prescindir de hacer el último largo, que tiene no muy buen aspecto (III/II) y que nos hubiera obligado a efectuar el descenso por la ferrata, de la que no guardábamos demasiado buen recuerdo de cuando escalamos la 'Gosa'.


 Xacó en el 6º largo
Xavi en el 6º largo
Jordi asegurando desde la R-5
Xacó asegurando desde R-6
Pepe en el 6º largo
 
 Panorámica desde la R-6
Pepe y Jordi acabando el 6º largo
 Jordi en el primer rápel
 En uno de los rápeles intermedios

Nosotros rapelamos de esta forma:

-De R-6 a R-5
-De R-5 a R-3
-De R-3 a R-1 (no vimos claro bajar directos al suelo al ver varios árboles que podrían liar las cuerdas)
-De R-1 al suelo

Al llegar a la base los buitres parecían de fiesta...

El domingo que habíamos previsto escalar en la pared junto a la presa, se levanto el día muy negro y frío y aunque nos llegamos hasta la base de la pared, no nos atrevimos a meternos.




Decidimos trasladarnos hacia Camarasa, pero aunque el tiempo no estaba tan desapacible, no nos acabamos de decidir. Nos despedimos de Xacó que tenía que trabajar el lunes y empezamos a decidir los planes para el día siguiente. Fue entonces cuando Pepe sugirió una vía que no teníamos controlada ni Jordi ni yo:

El lunes nos levantamos sin prisas y Pepe comenta que prefiere reposar y que nos acompañará a pie de vía, lo cual ya nos facilitaba la labor.

Paret de l'Os

Esta vez nos repartimos los largos de manera que para mi los impares y para Jordi los pares. El primer largo es el menos agraciado de la vía con un inicio sobre roca a vigilar que permite llegar a la base de un diedro donde encontramos el primer parabolt. Diedro vertical donde se pueden añadir flotantes al gusto para llegar al segundo parabolt (IV+). Después viene el paso más desagradable de toda la vía ya que prácticamente has de incorporarte cogido de la repisa de hierba que hay encima. Después ya por placa más tumbada  alcanzamos el tercer parabolt y un poco más arriba en una de las sabinas hay una vieja cinta que nos marca el camino, llegando a los 20 metros a la R-1 de dos parabolts bajo un gran desplome.

 Xavi en el primer largo
R-1
Jordi después del paso de hierba-tracción

El segundo largo empieza por una placa tumbada de adherencia (IV+), donde en su parte final encontramos un primer parabolt, que conduce al desplome que deberemos superar en artificial, con un primer clavo, seguido de cuatro parabolts. Paso de decisión para salir del estribo (IV/IV+) y después en diagonal hacia la izquierda encontraremos la R-2 a 20 metros y a la sombra de un gran árbol.

Jordi en el segundo largo
Xavi asegurando desde R-1 y finalizando el 2º largo


En el cuarto largo hay que vigilar de no irse hacia la izquierda donde se ven parabolts de la vía Crisis y justo el diedro que hay sobre la R-2 hay un parabolt algo alto que protege el paso atlético de inicio (IV-IV+) para después seguir in ligera diagonal hacia la derecha con excelente roca, donde se pueden colocar flotantes pero que habrá de encintarlos con cintas largas, Al final del flanqueo encontramos un resalte vertical protegido con dos parabolts y después en diagonal hacia la izquierda llegaremos a los 20 metros a la R-3, de dos parabolts.

 Xavi en el tercer largo
Jordi acabando el tercer largo

El cuarto largo supera un desplome a la derecha de la R-3 en técnica artificial (7 pasos) y después con flanqueo algo descendente hacia la derecha, donde encontraremos otro parabolt y siendo un tramo más espectacular que difícil (V/V+), llegando a los 20 metros a la R-4. Advertir que actualmente esta reunión está con 3 parabolts, habiendo desaparecido las antiguas clavijas que se citan en reseñas que eran de la reunión original.
Jordi en el 4º largo 
 Xavi asegurando desde R-3 e iniciando el 4º largo
 Jordi asegurando desde R-4
Xavi en el gtramo final del 4º largo.

El quinto largo puede que sea uno de los más bonitos de la vía, iniciando por placa vertical, superando algún desplome y alcanzar una fisura atlética (6b ó Ae/V+), que nos conduce bajo un desplome que superaremos con un paso de estribo en diagonal hacia la izquierda, alcanzando a los 20 metros la R-5, de dos parabolts, encontrando en el recorrido 7 parabolts y algún clavo menos de los que se indica en la reseña.

Xavi en el 5º largo

Jordi en el 5º largo

El largo de salida de la vía es común con el de la Martinetti, siguiendo por una fisura atlética (IV+/V-), en la que encontraremos un parabolt y un par de cordinos en puentes de roca, Justo en el que se encuentra en la bifurcación en forma de 'Y' abandonaremos el diedro con un paso atlético (Vº) hacia la derecha y ya por placa tumbada hasta la R-6 de un parabolts y algún flotante a equipar, a los 30 metros.

 Jordi en el 6º largo
 Xavi llegando a la R-6
Foto cima

Disfrutamos un buen rato del buen clima y de las vistas y comentamos que nuevamente hemos escalado estando solos en toda la pared.

Por la noche me confirma el amigo Mamerto que subirá el martes con la intención de escalar la vía:


Para Mamerto tenía un especial significado esta vía ya que está dedicada a un malogrado escalador 'lleidatà': 'Oscar Ribes Cimadevilla' y amante de la fotografía, desaparecido por un trágico accidente en el Alpamayo, con el que se inició en la escalada. Esta vía fue abierta por Manel Solis y Joan Escuer en marzo de 1990 y que ha sido re-equipada por el propio Manel Solis y X. Mercader el 25/10/09, abriendo una variante de entrada más dura que la original, pero bien equipada.

El martes Jordi se levantó muy cargado por el resfriado que llevaba arrastrando todos estos días y Pepe prefirió pasar de escalar, aunque ambos nos acompañaron hasta la cima de L'Extrem, donde nos esperan hasta que acabamos la vía.

Gracias al arreglo que han hecho en la pista, pudimos llegar con mi automóvil hasta el Coll de Porta y como aún tenía fresco el recuerdo de la aproximación, del día que escalamos la vía 'K bonica boira' con Xacó y Remi, seguimos el mismo recorrido y paramos en el Refugi del Pletiu.

 Preparando material en el Coll de Porta
Refugi del Pletiu

Pepe y Jordi nos acompañaron hasta el desvío para bajar hacia la base de la pared y en poco rato llegamos a la base de nuestro objetivo.

 Bajando hacia la pared
 Panorámica del primer largo
 Consultando la reseña a pie de vía

Nos repartimos los largos de manera que Mamerto escalaría los impares y yo los pares. La variante de entrada del primer largo cuenta con un tramo muy exigente hasta haber sobrepasado los dos primeros parabolts, que se puede trampear (V+/Ae) para superar los dos resaltes, después sigue vertical  pero con más canto encontrando otro par de parabolts. Luego ya se une a la entrada original siguiendo un diedro de 'Vº exigente' con un clavo y en el que se pueden ir añadiendo flotantes al gusto. Finalmente hay que desviarse hacia la derecha con roca a controlar (IV+) y donde encontraremos un parabolt sin chapa pero con la tuerca puesta, llegando ya por terreno más amable (IV) a la R-1 de dos parabolts, a los 45 metros.

 Mamerto iniciando el primer largo

Superando el primer y segundo resaltes

Se sigue caminando en diagonal a la derecha hasta llegar a la base de un diedro donde montamos reunión. El segundo largo si que se puede calificar de 'escalada plaent' de IV+, con roca excepcional y un aéreo trazado, equipado con 4 parabolts, llegando a los 25 metros a la R-2 de un parabolt y dos espits.



Xavi en el segundo largo




Mamerto en el segundo largo

El tercer largo ya nos habían advertido que la clave era ver por donde se ha de iniciar el flanqueo que hay que efectuar para entrar en la R-3. Mamerto fue encontrando un clavo, una sabina y otro clavo, resiguiendo perfectamente la vía, pero vio una fisura buena en diagonal hacia la derecha en el que pudo colocar el allien amarillo  y siguió por placa muy fina (V+). Al subir yo vi que tenía que haber subido un par de metrosmás donde or una vira hacia la derecha, encontramos otro clavo y al fin al de la misma descendr a la vira que tomó Mamerto y llegar ya a los 25 metros a la R-3 de dos parabolts.



 Mamerto en el tercer largo...
 ...y asegurando desde la R-3. La fisura de abajo por donde fue Mamerto
y la de arriba por donde va la vía
Xavi acercñanose al allien para recuperarlo y volver al recorrido de la vía

El cuarto largo sigue recto por una sucsión de placas mantenidas en Vº  donde encontramos 3 parabolts, después se sigue ya por un tramo más fácil (IV+) pero con roca más delicada y algo de vegetación, donde encontraremos un puente de roca y un clavo, llegando a los 30 metros a la R-4 de dos parabolts en una buena repisa junto a un árbol.



 Xavi en el cuarto largo y asegurando desde R-4


Mamerto en el cuarto largo

El quinto largo nos había advertido Pepe que era lago descompuesto y poco asegurado que recorre primero por placa (IV), luego superando un desplome (V+) donde encontramos un espit y un parabolt, seguido de un tramos de placa con roca a vigilar (V) y ya finalmente se llega a una fisura/chimenea (IV+) donde encontramos una gran sabina algo 'flexible' y con roca en algún punto delicada, pero que se deja subir, llegando a la parte final donde saldremos algo hacia la izquierda hasta remontar a la cima y montar reunión en uno de los árboles. Mientras vemos a los compañeros que nos están observando...


Mamerto en el quinto largo
Jordi y Pepe esperando pacientemente en la cima

 Mamerto llegando a la cima
Xavi acabando la vía
 Foto cima
Panorámica desde final de la vía

Regresamos los cuatro juntos hacia el Coll de Porta y de ahí bajamos a comer a Camarasa, para cerrar de esta manera la primera parte del puente...

El jueves tocaba reencuentro con algun@s compañer@s de la SEAM AEC. La idea surgió al llamar a Joaquim para comentar que le había citado como culpable del inicio de este 'blog' y aprovechar la ocasión para contactar también con Carlos, Jordi P., Cata, Josep Emili y Sara.

Como de lo que se trataba era de escalar algo relajado para que todos pudiésemos disfrutar del día, sugerí escalar en la Placa del Pí en Els Graus, lugar que como único inconveniente es la posibilidad de encontrarlo 'atestado' de gente.


El clima fue fabuloso y ayudo a redondear una buena jornada. El sector estuvo bastante concurrido, como era de sospechar, pero pudimos ir haciendo las vías sin demasiados problemas. Fue curioso el contraste con los días anteriores que estuvimos escalando solos, pero es lo que hay...

Pasando una buena jornada...
Con estupendo sol...
Josep Emili
Sara
                                          Cata                                                            Jordi P.
                                          Joaquim                                                      Carlos          
Xavi

Intentaremos que de tanto en tanto repetir el evento para al menos poder ponernos al día de nuestras vidas, ya que con todos ellos hemos compartido muchas actividades, como con Joaquim en Perú, Picos de Europa, Jordania, Pedraforca, Montserrat o Dolomitas, Carlos en Montserrat, Pedraforca, Dolomitas o Picos de Euroa, Josep Emili en Perú, Alpes, Ecrins, Pirineos, Cadí, Pedraforca, Cascadas de hielo en Malavall, escalas por Euskadi, Alicante, Murcia..., Sara en Montserrat, Pirineos, Ecrins,  Alicante, Murcia, Pedraforca.. y con los 'maestros' de la AEC Jordi P. y Cata en numerosos eventos del club y haber sido mis profesores de lo poco que se de esquí...

El sábado fue un plan trazado con total improvisación y en el que finalmente nos adaptamos con Xacó y a propuesta suya escalar una vía que ya hacia tiempo la tenía en cartera:


La primera sorpresa el sábado fue al llegar a Camarasa para almorzar y ver que a diferrencia de los días anteriores que habíamos estado con un tiempo excelente, esta vez nos recibió una niebla cerrada que no se levantó en todo el día. Aparacamos pasado los túneles de la presa y a pesar de estar rodeados de niebla,parecía que en la parte alta nos tocaría el sol.


Aproximación por el Camí de la Cova del Tabac, todo el rato envueltos de la fría niebla lo que nos dificultó enormemente para encontrar el inicio de la vía y nos supuso estar dando vueltas de un lado para otro, hasta que Xacó al subirse por una canal encontró los dos parabolts de la R-1. Al llamarme y acudir, descubrí el verdadero inicio y ya sin problemas pudimos empezar a escalar.

 Inicio del camino a la Cova del Tabac
 Por momentos parecía que se abría la niebla
 Una 'fita' en la base y un parabolt a unos 5 metros marcan el inicio

Empecé con la primera tirada con aspecto de roca peor del real y con dificultad moderada (IV), aunque el principio es un resalte vertical en el que encontraremos un parabolt  y un par de puentes de roca equipados y después ya por terreno tumbado alcanzaremos la R-1, que es la que a Xacó le ha servicio para localizar la vía, a 20 metros, con dos parabolts.

 R-1

El segundo largo inicia un par de metros a la izquierda de la reunión y asciende por una sucesión de placas con un paso de adherencia para salir del primer parabolt (V-) y después va aminorando la dificultad (IV/III), hasta llegar a los 30 metros a la R-2, donde originalmente habia dos parabolts uno de los cuales con argolla para poder rapelar y que actualmente ya ha desaparecido.

 En el segundo largo
 Asegurando desde la R-2
 R-2

Toca hacer un cambio de reunión caminando hacia la derecha, encontrando la R-2 bis a unos40 metros y de un cordino encastado en un bloque

 R-2 bis

El tercer largo con roca parecida a la de la norte del Pedra, inicia con un resalte vertical hasta el primer parabolt y después subiremos por una canal en dirección a la izquierda, que nos conduce a una amplia repisa al pie de otra placa, (IV+) en la que encontraremos 4 parabolts y un puente de roca, llegando a la R-3 en un árbol con un cordino.

 R-3
 Terminando el tercer largo
 En la R-3 por fin nos toca el sol..

El cuarto largo sigue por un tramo de arista de baja dificultad (II) que nos conduce a la cima de El Castell, montando la R-4 en la que encontramos un puente de roca y un clavo. Aquí tenemos la oportunidad de hacer una breve escalada para subir a 'La Torre' teniendo que efectuar un 'salt de gegant', bien equipado, con un clavo en la paret de la R-4 y un parabolt y un par de puentes de roca en la pared de enfrente. Sólo son 5 metros de escalada, pero muy intensos. Después hay que hacer el mismo recorrido en sentido inverso

 Asegurando desde la R-4
 El Salt de Gegant primero de derecha a izquierda y luego al revés
 Comenzando a descender...
...y pasar a la otra pared 
 Panorámica de la cresta del cuarto largo
 Y ahora al reves...
 ...y regresar a la R-4
 Desde aquí ya distinguimos la chimenea de salida

Ahora toca seguir sendero hasta encontrar en el suelo un parabot con argolla que puede servir para rapelar un resalte de 5 metros, que se puede destrepar fácilmente (III), que es lo que hacemos finalmente.

 El resalte que se destrepa

Aquí hemos acabado la vía Milú al Castell y para contin uar descenderemos hacia la izquierda hasta encontrar en la base de la pared un resalte vertical en el que veremos un parabolt a un par de metros

En el inicio de la Tintín al Mont-roig

El sexto largo inicia con un paso 'burro', por lo fino, que la reseña solo marca de 'V', para salir del parabolt, y que por suerte no es obligado. Seguimos ascendiendo y un par de metros más arriba encontramos un cordino algo vetusto, y de ahí ya por un tramo de grimpada y caminar, llegamos  a los 35 metros a la R-6 en un árbol junto a un puente de roca y un parabolt.

 Superando el paso 'tonto del 6º largo
El puente de roca marca el camino a seguir

El séptimo largo empieza por un tramo vertical de placa (IV) en el que encontramos 3 parabolts y después ya se accede a una rampa herbosa, montando reunión en un árbol con un pequeño cordino que lo marca.
 Desde la R-7 El Castell sobre sale entre la niebla
Xacó llegando a la R-7
Panorámica desde la R-7

Ahora toca caminar hasta llegar a la basa de la gran chimenea en la que en su base hay un sólo puente de roca instalado algo en su interior. Nosotros optamos por estar en una repisa algo más cómoda unos metros por debajo. Habíamos leído la advertencia de que la chimenea es tan estrecha que no permite pasar con mochila, pero tal como pasamos nosotros por la parte más exterior, no es tan angustiosa, aunque tiene su gracia, se puede ir equipando en la placa de la izquierda (IV+/V). Encontraremos un puente de roca, un clavo y una sabina con cordino, llegando a la R final, de un parabolt,  a los 25 metros.



 En el último largo
Parabolt/reunión de la cima
Disfrutando de las vistas y el sol en la cima
Creo que esta foto se la hace todo el mundo que hace la vía....

Creo que hemos estado unas tres horas para hacer la vía, que teniendo en cuenta el clima, no está mal. Después de descansar un rato y picar algo. Como habíamos leído una referencia de que se podía optar por el descenso por el Avenc del Pas del Sastre intentamos encontrarlo guiándonos solo por la intuición, pero esta vez no fue suficiente y después de haber estado un buen rato buscando diferentes alternativas, acabamos por optar por el descenso convencional y volvimos a encontrarnos abajo con la niebla...

Cima del Mont-Roig
Restos de las cabañas de los fascistas de la Guerra Civil
Volviendo a la niebla...
...y por fin en la presa
Siempre hay que intentar ver la luz al final del túnel...

Sin ser una ascensión de dificultad, la combinación de ambas vías deja un buen sabor de boca, aunque claro que no todo es perfecto y siempre se podrá achacar que si es discontinua, que si tiene tramos de roca cutre, que si la chimenea final es estrecha... como siempre para todos los gustos... 

El domingo volvimos a quedar con Xacó y le propuse volver a 'La Falconera' de Garraf en la que tuvimos que retirarnos por la fuerte calor y eso que era 1 de noviembre...


Esta zona de escalada desde que un íntimo amigo tuvo un fatal accidente con un compañero que fue arrastrado por un tren, siempre me ha dado algo de 'yu yu'. Aparcamos junto al puerto deportivo de Garraf  y accediendo por el túnel de acceso a la cantera nos vamos hasta la zona deportiva del Mal Pas. Saltamos un pequeño muro y primero vemos una marca de color blanco en la pared. Seguimos descendiendo un poco más hasta encontrar un parabolt que marca el inicio de esta variante de entrada.
 La pared desde el Mal Pas
 Preparando material al pie de la variante de entrada
En el primer largo de la variante de acceso

Como Xacó se acordaba bien, empezó con este primer largo en el que iremos encontrando algún parabolt y cordinos en puentes de roca y monta reunión a unos 40 metros, antes de acceder a un tramo en descenso en el que las cuerdas ya fregarían demasiado. Sigo con ese tramos en el que hay algún parabolt y buriles sin chapa y veo a cuerda que baja del acceso que hay desde la vía del tren, y más abajo ya por camino llego hasta la entrada de la cueva de La Falconera, donde me sorprendo al encontrar una pareja que se habían montado su 'nido de amor' en una tienda sobre la repisa de cemento. Tuvieron suerte de que el mar estaba tranquilo. Les pido disculpas por la molestia,ya que el anclaje químico que se utiliza de R-0 estaba entre medio de todos sus bártulos.

Sigue Xacó con un atlético inicio en diagonal a la derecha, con roca a vigilar, que gracias a los químicos que hay instalados se puede ir trampeando. La segunda parte ya es de por un espolón en roca excelente que nos lleva aun diedro en el que a los 25 metros encontramos la R-1 de dos químicos. Encontraremos 5/6 químicos.


 Primera parte del 1er largo con roca a controlar
 La segunda parte mejora considerablemente
 La pareja feliz ya plegando el campamento... 
 Asegurando desde la R-1

El segundo largo inicia por un diedro atlético por la izquierda de la R-1, saliendo por un espolón, que dejaremos hacia la derecha, cuando un gran desplome nos barra el paso, siguiendo después por un diedro vertical a equipar y hacia un puente de roca que hacia la derecha nos lleva a la R-2 a los 30 metros en una pequeña cueva bastante colgada. La dificultad promedio es de V+/6a y está protegido con algún clavo y 3/4 químicos..



 En el segundo largo

Aquí en el tercer largo, originalmente marchaba recto hacia unos clavos y luego salía por la izquierda, pero ahora hay una variante más estética que supera directamente el desplome (V+), protegido con un par de químicos, y luego sale hacia la derecha primero por una placa mantenida hasta que ya finalmente por un tramo fácil (III+) y hacia la derecha se alcanza a los 30 metros la R-3 de dos químicos.


 Superando el bonito y atlético desplome del inicio del 3er largo

El cuarto largo incia con un primer tramo de roca a vigilar para acceder a un resalte con un químico en su parte superior, donde hay que esforzarse (V 'peleón') y sigue recto hasta encontrar al pie de un diedro un clavo. A partir de aquí, hay que flanquear totalmente hacia la izquierda hasta llegar a un resalte con un químico, que una vez superado nos permite llegar a la arista cimera montando la R-4 de un buen pino a los 30 metros.

 Saliendo a la arista cimera
 Panorámica dl MalPas
Auto foto en la cima

Desde luego comparado con el clima que tuvimos en Mont-roig, esto parecía Hawai. Xacó tenía que hacer tareas por la tarde, así que dimos por acabada la matinal, con esta vía que teníamos pendiente y que no nos ha defraudado. Para mi era la primera vez que la escalaba, pero Xacó ya la había escalado con su aperturista Josep Sánchez mucho antes de su re-equipamiento.

Con esto se acaba la actividad de una intensa semana aprovechando la primera tanda de festivos del mes de diciembre...







1 comentari:

Jaumegrimp ha dit...

Buff !!! pensava que no ho podria llegir tot !! ha ha ha no pares Xavi.
quin reguitzell de vies més interessants enhorabona.